Acidez estomacal

Cuando alguien dice que sufre de acidez estomacal se refiere a un síntoma que puede responder a diversos trastornos gástricos, por esta razón al modificar ciertas conductas pueden prevenirse muchos de los problemas relacionados con la acidez.

El esófago es el tubo flexible que comienza en la faringe terminando en el cardias (parte superior del estómago) y la acidez se produce cuando el ácido del estómago se vierte en el esófago, porque éste no posee una mucosa que lo recubra como la del estómago.

Tanto la dispepsia funcional, como la gastritis y úlceras pépticas, son las causantes de lo que vulgarmente se conoce como acidez estomacal.

Hasta no hace mucho tiempo se creía que todas estas patologías eran provocadas por una hipersecreción ácida, sin embargo, hoy se sabe que el causante de la mayoría de los trastornos de la mucosa gástrica es la bacteria llamada H. Pylori.

También, cuando se hace un uso continuo de analgésicos suele verse perturbada la defensa y reparación de la mucosa estomacal y esto causa una mayor susceptibilidad al ataque del ácido.

Generalmente, más allá de las causas que pueden generar la acidez estomacal existen conductas y hábitos que nos predisponen a sufrir de esos trastornos.

Por lo dicho,  podemos concluir que existen alimentos que pueden ser incorporados a la dieta diaria y que contribuirán a controlar la acidez estomacal.

Debemos tener en cuenta además, que en una dieta contra la acidez es importante tener en cuenta tanto la calidad como la cantidad de los alimentos a consumir y la periodicidad con la que se realizará la ingesta de los mismos.

Pudiendo citar como pautas generales las siguientes:

  • Ingestas de poco volumen y alta periodicidad: Como mínimo deben realizarse seis comidas diarias, desayuno, snack de media mañana, almuerzo, snack de media tarde, merienda y cena. Si la cena se realiza temprano no hay necesidad de snack por la tarde y se puede pasar para comerlo por la noche.
  • Temperaturas de los alimentos: Es muy importante que los alimentos no se encuentren ni excesivamente fríos ni demasiado calientes. Lo aconsejable es comerlos templados.
  • Forma de cocción: Es importante cuando se trata de verduras y frutas crudas que sean peladas y se ingieran sin semillas. En cuanto a la carne no debe estar demasiado cocida, siendo preferible cocinar la carne hervida.
  • Comer más carnes blancas: Porque son menos irritantes que las rojas, ya que se digieren más rápido y permanecen menos tiempo en el estómago.
  • Evitar las grasas: A pesar que una dieta normal debe contenerlas para un perfecto balance alimentario, en estos casos deben evitarse por completo.
  • Los dulces: Evitar ingerirlos en exceso.
  • La leche: En otra época fue un pilar del tratamiento contra la acidez, pero de hecho estimula la secreción de ácido gástrico. No debemos eliminarla por completo pero se aconseja consumirla en cantidades reducidas y en lo posible de forma fraccionada.
  • Fibras crudas, condimentos y cafeína: Sobre todo el salvado en exceso, los condimentos muy fuertes como pimienta y la cafeína son todos altamente irritantes de la mucosa gástrica.
  • Alcohol: Produce secreción ácida, por lo que suele aconsejarse un consumo de alcohol en cantidades mínima y diluidas.
  • Tabaco: Se trata de un factor de riesgo para la aparición de úlceras y sus complicaciones.

Existen otros cambios de hábitos tanto alimenticios como de vida en general que pueden ayudar a normalizar los problemas gástricos, como por ejemplo: incorporar actividad física o la adopción de medidas que reduzcan el estrés .

También, el médico especialista puede indicar algún tipo de medicamento como antiácidos, bloqueantes H2, inhibidores de la bomba de protones.

Si deseas leer más artículos parecidos a acidez estomacal te recomendamos que entres en nuestra categoría de Enfermedades o nos leas en Facebook, Google+ o Twitter.

Comenta, opina, pregunta sobre acidez estomacal

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Escribe tu respuesta para que todos podamos aprovecharla.
Sólo se publicarán las respuestas adecuadas, aquellas que se salgan del tema serán eliminadas, así; como los mensajes promocionales, los que puedan afectar a derechos de terceros, que vulneren las leyes o que contengan demasiados errores ortográficos.