• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

Todos estamos deseando que llegue el verano y el buen tiempo para disparar nuestra práctica deportiva, pero nuestros deseos a veces solo son sueños. El mal tiempo puede ser el protagonista, pero no por ello debemos dejar de practicar deporte, y menos, nuestras aficiones.
Por eso, a continuación os presento una serie de tips importantes a tener en cuenta para superar los problemas climatológicos que podáis encontraros en vuestras salidas a correr:

  • Abrígate. Pero no demasiado, intenta llevar el cuerpo cubierto contra el frío, pero tampoco te pongas tanta ropa que luego sudes como un verdadero cerdo. Con una capa ya hay más que suficiente. Ante todo, que pueda respirar el cuerpo.
  • Cúbrete. Ponerte algún tipo de chubasquero o alguna pieza impermeable es vital. Hay muchas en el mercado que son extremadamente ligeras, y pueden ir geniales. No molestan demasiado, y hace que la ropa no se humedezca.
  • ¿Correr con mal tiempo? Claro que si 1Guerra contra la humedad. Si al sudor, le juntamos el agua, el nivel de peso se multiplicará, además de que será tremendamente no cómodo correr y podemos llegar a coger verdaderos gripazos en nuestras salidas. Por ello, busca siempre estar seco. Este tip está íntegramente relacionado con cubrirse bien.
  • La mallas, una nueva amiga. No hay nada como ponerse unas buenas mallas para correr. Protegen al cuerpo del frío, y encima, la mayoría son de una tela que no les molesta especialmente el agua, así que sentirás calentor prácticamente durante todo el entrenamiento sin sentir a la vez pesadez o molestias. Sin duda, un aliado vital en nuestra batalla.
  • Gorro y guantes. No te descuides estos dos elementos, puede parecer molesto correr con guantes, pero contra el frío, no hay nada mejor que tener los dedos y las manos calientes. La cabeza, es una de las partes del cuerpo que siempre hay que mantener caliente, por ello no la dejes extremadamente destapada.

Como veis, con poca cosa podéis vivir la sensación de correr bajo la lluvia y el frío. De las mejores sensaciones que se pueden tener.