El tiro con arco

Cuando hablamos de tiro con arco, la primera imagen que nos viene a la cabeza es Robin Hood y los suyos, armados de esos arcos tremendo y pesados, intentando robar a los ricos para dárselo a los ricos. Nos olvidamos quizá, que el tiro con arco es nada más y nada menos que un deporte olímpico, y que de hecho, el arco en sí, continúa siendo por algunos pueblos primitivos su principal arma para conseguir alimentos y defenderse de tremendos animales.
Estos elementos, y que esté dentro de nuestra cultura popular y nuestros ideario popular, dan a este deporte una proporción aún más entretenida e interesante. De hecho, se práctica como especialidad deportiva en Europa des de los tiempos medievales, donde en los torneos de la nobleza, se deslucían los mejores tiradores del condado.
El tiro con arco 1En la actualidad más inmediata, el tiro con arco cuenta con una Federación internacional fundado en el año 1931, y agrupa a setenta naciones, contando entre sus filas con millones de miembros y organiza campeonatos mundiales. Así que la primera sorpresa, es saber que es un deporte ampliamente practicado a lo largo del planeta.
El llamado tiro olímpico, consiste en acercar lo más certeramente posible, una flecha en una diana colocada a 90, 70, 50 o 30 m de distancia, depende la modalidad. Por supuesto hay diferentes tipos de tiro, todo ellos hacen referencia mayormente a la zona donde se practicaba.
Dos elementos a destacar, y es el arco, que nada tiene que ver con aquel rudimentario de Robin Hood, si no que es una verdadera obra de arte y muy sofisticado, el arco se tensa con una sola cuerda ligada a los dos extremos progresivamente acercados. El segundo elemento es la flecha, que tampoco tienen nada que ver con antiguos tiempos, estas son un largo tubo, que termina en punta, tienen plumas más bien de decoración, y llevan emblemas o marcas para distinguir su propietario.