• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

Estar muy eufórico y feliz en una etapa de desempleo de larga duración es misión imposible porque aquella persona que no tiene trabajo siente incertidumbre de futuro pero además, también se siente menos enérgica en su día a día ante la falta de una ocupación.

1. Para sentirte mejor en el desempleo es mejor que dejes de contar los días que llevas sin empleo y cada jornada que pasa, pienses que has restado un día en tu cuenta atrás para encontrar otro empleo.

Decálogo para sentirte mejor en el desempleo2. Evita ver los telediarios que están llenos de malas noticias a nivel laboral.

3. Busca ocupaciones para llenar tu tiempo. Además de la búsqueda activa de empleo también puedes colaborar como voluntario con entidades y hacer cursos de formación. Tener una rutina de horarios te ayuda a sentirte mejor en  esta fase de la vida.

4. No dejes que el desempleo te robe la actitud optimista de creer que es posible encontrar una oportunidad en la crisis. Existen personas que lo logran y tú también puedes hacerlo.

5. El desgaste psicológico de un desempleado de larga duración es notable. Para compensar este desgaste es fundamental reforzar la actividad física. Por ejemplo, puedes hacer deporte, salir a caminar todos los días, apuntarte a clases de baile, realizar ejercicios de relajación…

6. Evita rodearte de personas que están en la misma situación que tú. Busca un entorno optimista para llenarte de su energía.

7. Aunque por motivos económicos no puedas permitirte ciertos planes sociales, no renuncies a tener una agenda de ocio. Por ejemplo, puedes reforzar los planes en casa y haz uso de los recursos gratis.

8. Cuida tu aspecto físico porque sentirte bien por fuera te ayuda a sentirte mejor contigo mismo.

9. Toma este periodo de la vida como lo que es. Una situación temporal que es fruto de un contexto crítico a nivel laboral.

10. Evita ocupar tu mente únicamente con este tema y piensa en otras cosas. Además, no estás solo y cuentas con el apoyo de tu familia.