• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Todo hombre quiere sentirse bien con su ropa interior. Para una compara acertada que pueda contribuir de forma precisa al confort y el bienestar, es necesario conocer primero las principales materias empleadas para la confección de la ropa interior masculina.

Estos últimos veinte años han marcado la llegada de un cambio profundo en cuanto a ropa interior masculina, puesto que antes era mucho más funcional, y hoy en día se erige como un verdadero complemento de moda.

Se acabó el pack de los 3 slips blancos comprados en promoción junto a la botella de leche en el supermercado. Hoy en día, la diversidad se hace ley en la oferta de modelos y materiales diferentes de ropa interior para hombres.

Ropa-interiorLa innovación se encuentra en los formatos, los diseños, pero también y sobretodo en los materiales. Estos no se deben descuidar en la medida en que conciernen al contacto de la ropa que más irá pegada al cuerpo, y además por su parte más sensible.

Para una compra acertada, que tiene un efecto positivo sobre el confort y el bienestar diario, veamos cuáles son los principales materiales utilizados para la confección de ropa interior masculina.

Algodón stretch, algodón elastano

Se trata del material más utilizado. Estos modelos de ropa interior están confeccionados principalmente de algodón (de un 90% a un 97%), con muy poco elastano. Esta mezcla se encuentra principalmente en los boxers, pero también en los slips.

El algodón es un material natural utilizado por su suavidad, su confort y su capacidad transpirante. El elastano, por el contrario, es un material sintético, es más ligero, elástico, duradero y resistente.

Un porcentaje de elastano más alto hará que el modelo de ropa interior sea más ajustado.

Algodón 100%

Otro material muy utilizado para la confección de la ropa interior masculina es el algodón 100%. Especialmente se utiliza en los calzones de tela, pero también en los boxers y slips.

Este material es íntegramente natural, para favorecer un contacto más suave e hipoalergénico con la piel. Sin embargo, la falta de fibras sintéticas hace que el algodón quede más rígido. Es ideal para aquellos hombre a quienes no les gusta un modelo demasiado ajustado al cuerpo.

No obstante, la rigidez de la ropa interior se arruga más, por eso se hace necesario plancharla después del lavado.