• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

El nuevo smartphone de Samsung, el Galaxy S3, que saldrá en Europa a finales de mayo, ha superado ya los 9 millones de peticiones. Veamos por qué este smartphone le da tanto miedo a Apple.

Ciertamente, Samsung tiene hasta el momento 9 millones de peticiones por parte de los operadores para su nuevo smartphone, el galaxy s3 autohalterung, tal y como ha confirmado la agencia de prensa Reuters. El periódico japonés Korea Economic Daily ha confirmado a través de una fuente interna de la empresa que las fábricas trabajan a pleno rendimiento para producir 5 millones de unidades al mes para satisfacer la demanda de sus clientes.

Esta información viene a confirmar la que se difundió a comienzos del mes de abril y que ya entonces hablaba de 10 millones de unidades solicitadas por adelantado.

Galaxy S3 de SamsungEl nuevo smartphone de Samsung, cuyo diseño se acerca mucho al Galaxy Nexus más que al Galaxy S2, está dando miedo a Apple, por su éxito popular, pero también por sus prestaciones técnicas. Primeramente, estará equipado con una gran pantalla que facilita la navegación, con unas medidas de 4,8 pulgadas de diagonal y unas medidas totales de 136,6 X 70,6 X 8,6 mm.

Esta superpantalla Amoled alcanza una resolución de 1280 x 720 píxeles, lo que lo hace ser un aparato bastante imponente, pero ligero puesto que pesa solamente 133 gramos. El Galaxy S2 también estará dotado de una cámara fotográfica de 8 megapíxeles, y puede reproducir y grabar vídeos Full HD.

El procesador encargado de propulsar el aparato móvil es un Exynos 4 de cuatro núcleos con una velocidad de 1,4 Ghz, y una tarjeta gráfica Mali 400. Se puede escoger entre el modelo 16, 32, y 64 Gb de almacenamiento, además de un micro slot SD. Finalmente, el nuevo Samsung se presenta con tecnología Android 4.0 Ice Cream Sandwich.

Con un número tan alto de peticiones previas a la salida al mercado, no cabe más que confirmar el éxito del Galaxy S3. Apple deberá a partir de ahora ponerse las pilas para competir con Samsung a través de su futuro iPhones, cuya salida al mercado aún no ha sido confirmada.