• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

El agua tiene un efecto beneficioso sobre el cuerpo. En el agua, el cuerpo pesa solamente una décima parte de su peso real, por lo tanto, nos sentimos más ligeros. Además, el agua distiende y crea efectos masajeadores que estimulan la piel, y esto favorece la circulación de la sangre.

En el agua, el esfuerzo muscular se intensifica, a pesar de que los ejercicios sean más fáciles de practicar que sobre el suelo. Pero, podéis estar tranquilos, esto no quiere decir que al día siguiente tengamos agujetas.

El deporte acuático es muy recomendable por sus diferentes técnicas de puesta en forma:

El aquabiking

El aquabiking es una sesión de bicicleta acuática. Estas sesiones consisten en pedalear en el agua durante 45 minutos aproximadamente. El aquakibe posee una función de resistencia para que cada deportista pueda regularla en función de sus capacidades, y adaptarla a la intensidad deseada.

Fitness en el agua y aquabiking 1Con el aquabiking se trabajan los músculos de las piernas, del tronco y del corazón, encadenando ritmo con sprint, y ritmo con paseo. Este deporte está aconsejado para las personas que tienen problemas musculares y de articulación. Para aquello que es cuestión de material, basta con llevar un par de zapatillas de surf.

El aquastretching

El aquastretching se basa en la distensión, la respiración, y el descanso del cuerpo. Estas sesiones consisten en contraer los músculos el máximo tiempo posible, y luego estirarlos. Primeramente se trabaja la parte superior del cuerpo, y después la cintura pélvica, pero con insistencia. Este deporte se aconseja para las personas que padecen dolores de espalda, o que se han fracturado el talón.

En cuanto a material, basta con un macarrón de espuma, o una plancha, o un balón no demasiado hinchado.

El aquafitness

El aquafitness es un método de aquagym que sirve para modelar el cuerpo y volver a recuperar una buena condición física. Este método consiste en realizar calentamientos y ejercicios en el agua durante 50 minutos aproximadamente, para trabajar todo el conjunto muscular. Los ejercicios que más se practican son el jogging, las tijeras, y los saltos.