• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:5 minutos de lectura

Existen algunas Artes Marciales que  para los occidentales son menos conocidas, como es el caso del Li Chuang Do.

De origen chino, fue sin embargo desarrollada en el Japón, siendo los datos con mayor antigüedad algunos hallados sobre este arte y que se remontan por un lado haciendo referencia al estudio del I Ching (Libro de las Mutaciones), que fuera escrito por Fu Shi, emperador chino hace más de 5000 años y por otra parte existe una teoría que hace referencia al templo Shaolín y también a un monje llamado de Zhang, quien, según cuenta la historia le enseñó a su hermano el Shaolin Chuanfa este arte para que pudiera defenderse.

Li Chuang Do 1Así el Li Chuang Do pasó de generación en generación dentro de esta misma familia llamándolo de Zhang Chuan, que quiere decir boxeo de la familia Zhang.

Posteriormente su llegada a Japón fue de la mano de un japonés llamado Higa Fuzakashi, quien a su vez les enseño el arte a sus descendientes llamándolo de Fuzakashi do.

Pero recién en 1967 algunos miembros de la familia de Fuzakashi viajaron  a China poniéndose en contacto con miembros de la familia de Zhang, pudiendo así recuperar gran parte de las técnicas y  formas que no conocían del arte original, allí la escuela toma el nombre de Li – Chuang – Do, que significa «El Sendero de la palma de fuego».

El máximo exponente del Li Chuang Do fue Tokiro y con el tiempo este arte fue unificándose y enriqueciéndose con las enseñanzas del Pa Kua Chang.

Uno de los aspectos más relevantes de este Arte Marcial es conocer bien cada una de las etapas de aprendizaje que se dividen en

  • Primera Etapa Principiante: Quien comienza a aprender el Li-Chuang-Do lo primero que debe hacer es observar, imitar y así ganarse la confianza del Maestro tanto por su constancia como por su entrenamiento. La primera etapa dura aproximadamente un año y se obtiene un cinturón naranja.
  • Segunda Etapa Discípulo: Una vez pasada la primera etapa se desarrollan reflejos y coordinación de movimientos. Se hace una introducción al arte del manejo de las armas tradicionales y un desarrollo de educación física.
  • Tercera Etapa Hermano Menor: El Ayudante Instructor Segundo, debe ser como mínimo cinturón verde y rojo, el estudiante es introducido aquí en la defensa contra varios adversarios como también aprende sobre sistemas de combate y distintas armas típicas de este arte.
  • Cuarta Etapa Hermano Mayor: Ayudante Instructor, debe ser como mínimo cinturón azul. En esta etapa el estudiante completa el método de enseñanza y adquiere conocimientos sobre el arte de curación oriental. Además,  aprende a dominar combates con armas y sin ellas, como de pie y de suelo. Su parte psicológica se ha desarrollado brindándole seguridad y tranquilidad ante cualquier situación.
  • Quinta Etapa Experto: Cinturón Negro, ya se lo puede considerar experto en Li – Chuang – Do, pero aún que bastante camino por recorrer, ya que se lo considerada experto de una ínfima parte del estilo.
  • Sexta Etapa Instructor: El instructor supera determinadas pruebas fuera de las del examen de Cinturón Negro y una vez que pasa esta fase recién se lo proclama instructor durante la ceremonia de iniciación.
  • Séptima Etapa Maestro: A partir de Cinturón Negro 3º Dan, y aprobadas una serie de pruebas en las que debe demostrar el dominio de la parte física, preventiva y profunda del estilo será Maestro. Pero para poder dar esta prueba él debe tener como mínimo un alumno Cinturón Negro.
  • Octava Etapa Gran Maestro: Es considerado Gran Maestro quien ha logrado preparar otros maestros y que lleva como mínimo 25 años dentro del Li – Chuang – Do. También pueden llega a ser Gran Maestro quienes lleven menos tiempo pero que debido a su edad o grandes conocimientos del Li Chuang Do realmente merezca acceder a ese título. Estas premisas deben ser reconocidas por la Organización de Li Chuang Do.

En cuanto a las técnicas, son aquellas que forman un conjunto de movimientos que ya están establecidos de antemano y se utilizan contra uno a o varios adversarios. Las técnicas aprendidas le proporcionan al luchador cualidades como habilidad, pericia y conocimiento, sobre donde se encuentran los puntos vitales, además de control y distancia adecuada.

A su vez las técnicas se dividen en:

  • Cortas: Basadas en la lucha cuerpo a cuerpo, se llega al objetivo sin necesidad de desplazamiento, los movimientos de brazos serán rápidos y continuos.
  • Largas: Para ejecutarlas se deben dar uno o dos pasos y así llegar al objetivo, con cambios de ritmo y dirección, teniendo por ello como base el engaño al adversario.
  • Duras: Son todo tipo de ataques y defensas con movimientos.  Además existe  gran trabajo de endurecimiento de todo el cuerpo, para lograr con un sólo golpe dejar fuera de combate al adversario y también aguantar un golpe sin hacerse daño.
  • Blandas: Se utiliza el cuerpo como un arma para proyectar, inmovilizar y estrangular, utilizando presiones y desequilibrio,  pero usando la fuerza del adversario. Se desarrollan los desplazamientos, flexibilidad y la sensibilidad
  • Técnicas Híbridas: Es la suma de los dos sistemas anteriores.
  • Externas: En esta técnica se utiliza la fuerza generada por la relajación con mayor o menor intensidad de los músculos del cuerpo.
  • Internas: La base aquí es la respiración y energía interna, se caracteriza por vencer sin luchar, son las más avanzadas en este arte se basan en gestos, además de la actitud mental adecuada y la utilización de la psicología, se derrota al adversario sin necesidad de combatir.