• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Proponemos una selección de ocho recetas fáciles de mascarillas faciales, cada una en función del tipo de piel que se tenga, y que se pueden hacer sin ningún problema en la cocina de casa.

He aquí algunos de los ingredientes que necesitaremos utilizar: miel, limón, aceite de oliva, huevo. Como veis son los componentes básicos de cualquier mascarilla. También está la arcilla, que como bien sabemos es un buen limpiador y purificador de la piel.

Para cada receta, mezclar bien todos los productos hasta obtener una pasta homogénea, antes de aplicarla sobre la cara. Antes de nada comenzaremos por limpiar bien el rostro, aplicando después, la mascarilla en diferentes capas sucesivas, llegando hasta la zona del cuello.

La dejaremos reposar entre 15 y 20 minutos, y después la retiramos con agua. Cuando hayamos limpiado la cara, secarla bien y poner un hidratante a base de aceite o de crema.

Piel normal

Mascarilla de arcilla, con miel y leche: la clásica.

Mascarilla facial casera 1Mezclar 3 cucharaditas de arcilla, 3 cucharaditas de leche, y una cucharadita de miel.

Mascarilla de naranja: borra los signos de la fatiga.

Mezclar dos cucharadas de miel de naranjo con dos cucharadas de zumo de naranja. A la hora de enjuagar la cara, utilizar el jugo de medio limón mezclado en medio vaso de agua mineral, y aplicar con la ayuda de un algodón.

Piel grasa

Mascarilla de tomate: para una piel limpia.

Pelar un tomate previamente hervido, quitarle las pipas y machacar la pulpa. Añadir una cucharada de zumo de limón, una cucharada de crema fresca y una cucharada de arcilla. (En todos estos casos utilizaremos arcilla en polvo, tanto para su medición como para la mezcla).

Mascarilla de manzana: para una piel sana.

Pelar una manzana, cortarla en trozos y cocerla en 20 cl de leche, y luego hacerla puré. Añadir una cucharada sopera de harina, y una cucharada de aceite de oliva.

Piel seca

Mascarilla de aguacate: rica en grasas hidratantes.

Machacar la pulpa de medio aguacate maduro, y mezclarla con el zumo de medio limón, y dos cucharadas soperas de crema fresca bastante densa.

Mascarilla de huevo: nutrir de dentro hacia fuera.

Mezclar una yema de huevo, una cucharada sopera de miel, y una cucharada de leche.

Piel mixta

Mascarilla de fresas: contra el envejecimiento celular.

Machacar 5 ó 6 fresas, mezclarlas con una cucharadita de arcilla en polvo, una cucharada sopera de crema fresca, y una cucharadita de aceite de oliva.

Mascarilla de limón, miel y huevo: doble acción, purificante e hidratante.

Mezclar una yema de huevo, con dos cucharaditas de miel de acacia, y una cucharadita de zumo de limón.