• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

El objetivo es la etapa base de toda esta aventura, iniciarse en la musculación. Hay que preguntarse sobre cuál es el objetivo que se está buscando. ¿Por qué se ha escogido comenzar entrenándose en musculación? ¿Qué se busca alcanzar a través del entrenamiento y con la nutrición? Se trata de hacer el vacío y reflexionar seriamente sobre esta cuestión. Y sobre todo, no mentirse a uno mismo, o en caso contrario la motivación se verá enseguida limitada.

Todo es posible, y todo es realizable, simplemente hay que ser honesto con uno mismo. No intentéis creer que comenzáis practicando musculación únicamente por una ración de bienestar, cuando simplemente pretendéis tener un cuerpo estético y seductor.

Conviene ser lo más preciso posible en cuanto a la persona en la que queréis convertiros, y recordarlo constantemente, día tras día. Conviene tener siempre en la cabeza cuál es el sincero objetivo del entrenamiento en musculación, y no dejar de pensar en la persona en la que queréis convertiros. Solamente así podréis progresar y conseguir vuestros objetivos.

Entrenamiento musculación

Los puntos débiles

Una vez que el objetivo está claro, se pasa al momento que es ligeramente más desagradable. ¿Qué es lo que actualmente en vuestra vida os impide alcanzar el objetivo? ¿Cómo explicáis que todavía no seáis la persona que queréis ser?

Se pueden realizar todos los esfuerzos del mundo, pero si no se es consciente de las debilidades, de esos elementos de la vida que os impiden ser la persona que queréis ser, entonces es posible que el entrenamiento termine en un auténtico fracaso. Por el contrario, una vez que estas debilidades se han identificado, es posible solucionarlas, adaptando vuestra vida al proyecto que tenéis en cabeza. Este es el objeto de la próxima etapa.

Establecer un sistema para solucionar los puntos débiles

Ahora que ya sabéis cuáles son los elementos que os impiden alcanzar los objetivos en musculación, basta con organizarse para evitar el efecto negativo. Esto es posible, porque todo es cuestión de prioridad.

Siempre es posible encontrar tiempo y soluciones para cumplir alguna cosa, o llegar a buen puerto con algún objetivo preciso. Pretender la inversa consiste en mentirse a uno mismo, y no reconocer las prioridades.

Concretamente, se debe establecer un sistema sencillo, que os permita alcanzar los objetivos y combatir las debilidades.

Escoger el estilo de entrenamiento que os corresponde

Si tenéis un objetivo en cabeza, un modo de vida organizado, tan solo queda definir el tipo de entrenamiento de musculación que se pretende realizar. Las razones de un posible fracaso son muchas, pero la falta de placer y de motivación son razones recurrentes. Es absolutamente necesario encontrar gusto y placer en lo que se realiza. La finalidad no es haceros sufrir. Se trata de que se adquiera el máximo placer a la hora de realizar el entrenamiento en musculación para poder alcanzar vuestros objetivos.

De esta forma, si las etapas anteriores están finalmente superadas, es hora de ponerse a entrenar y activar al máximo el entrenamiento en musculación para llegar a buen puerto. El resto, sólo es cuestión de constancia, esfuerzo y tiempo.