• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

El Core First toma el nombre del Core Training, un método de entrenamiento en pleno auge entre los anglosajones. Hoy en día está de moda en todos los gimnasios del mundo y responde a aquellos que están menos centrados en sus rendimientos que en la práctica del deporte para mejorar la postura corporal.
Se trata de una mezcla de fitness y de refuerzo del eje central. Esta disciplina se centra en los músculos profundos para trabajar de manera más eficaz la silueta. De ahí su nombre «core» o núcleo del esqueleto constituido por el conjunto de la musculatura. El acercamiento es transversal, puesto que el Core First asocia trabajo cardio, y refuerzo muscular, así como flexibilidad.

Veinte minutos de cardio

Aquí se da prioridad al movimiento. Se deben encadenar los desplazamientos con movimientos muy sencillos y repetitivos. No es cuestión de recordar una coreografía lúdica, sino algo más complicada, como en una sesión de step.
Hombre desnudo de espaldasObjetivo: trabajar las capacidades cardiovasculares, respiratorias y la coordinación, lo más sencillamente posible.
Beneficios: se consigue subir las escaleras sin notar el agotamiento físico.

Veinte minutos de refuerzo muscular

Todo se centra en el aumento de la masa muscular abdominal. Los movimientos cubren los diferentes grupos de músculos, hombros, brazos, abdominales, muslos… Hasta el momento nada nuevo, a parte de que cada movimiento se inspira en los movimientos cotidianos. Se trata pues de trabajar la musculatura y el equilibrio postural.
Estas sesiones se realizan a través de una serie de accesorios que refuerzan el esfuerzo: Bosu, Swiss Ball, Core Board, mancuernas, elásticos… y casi siempre entre dos, en función de los grupos musculares que se vayan a trabajar.
Beneficios: los gestos cotidianos se efectúan más fácilmente, reduciendo los riesgos de un posible daño.

Los beneficios de una sesión de Core First

Los beneficios son muchos en términos de tonicidad corporal, y vitalidad. Lo más importante aquí es la postura y no tanto el aumento de la masa muscular en particular. La clave está en una nueva dinámica del cuerpo, en una mejor postura, y una mayor serenidad.