• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

La nutrición ortomolecular y el deporte se encuentran relacionadas a través de un enfoque especial que se produce a través del uso de suplementos nutricionales sumados a dietas especiales que ayudan a incrementar la masa muscular y reducir los depósitos grasos.

Definida como una medicina alternativa la nutrición ortomolecular o también conocida como terapia de las mega-vitaminas se caracteriza por recomendar el uso de “biomoléculas” como por ejemplo vitaminas que superen los porcentajes indicados por ejemplo por la Organización Mundial de la Salud.

Nutrición ortomolecular y el deporteEsta teoría nace formalmente en 1968 cuando el dos veces Premio Nobel Linus Pauling, científico destacado a nivel mundial, comienza a interesarse por todo lo relacionado a los nutrientes esenciales dejando de lado el restos de campos de investigación y dedicándose durante 20 años a conocer a fondo como funcionan y que ventajas proveerían a la salud.

Según la medicina y la nutrición ortomolecular las enfermedades son causadas por desequilibrios a nivel molecular que pueden corregirse administrando moléculas nutritiva que además de ser las adecuadas sean consumidas en el momento correcto.

Además de los tratamientos tradicionales los nutricionistas ortomoleculares se valen de análisis de laboratorio como los de ácidos orgánicos, vitaminas, minerales y aminoácidos, pruebas que en su mayoría no son aceptadas por la medicina convencional, sobre todo porque sus defensores sostienen la necesidad de un medicamento para cada enfermedad y niegan las bondades de los compuestos naturales.

La terapia ortomolecular en sus inicios suministraba al paciente una terapia con dosis muy altas de un solo nutriente causando esto algunos problemas, algo que en la actualidad ha sido modificado y se emplean múltiples sustancias vitales como los aminoácidos, enzimas, hormonas, vitaminas y minerales para restaurarlos a los niveles normales que se encuentran presentes en personas jóvenes y sanas.

La nutrición ortomolecular destinada a los deportistas indica suplementos nutricionales además una dieta especial que busca mejorar el rendimiento, reparar tejidos musculares, eliminar los depósitos de grasa, incrementar la masa muscular, evitando el estado de anemia y ayudando a una mejor concentración.

Entre los suplementos nutricionales más recomendables para los deportistas se encuentran la Arginina y la L-Ormitina, ambos son aminoácidos que producen una estimulación de la glándula pituitaria para que libere así la hormona de crecimiento que sirve para potenciar la síntesis del tejido muscular.

Por su parte el Zinc, es un micro mineral que el organismo necesita para producir en forma natural una cantidad óptima de testosterona.

Tanto la Colina como el Inositol son un tipo de vitamina B que aceleran la pérdida de depósitos de grasa y hacen un excelente trabajo para extraer la energía de las grasas, mejorando los problemas de ansiedad, memoria y capacidad de concentración.

La conocida como Carnitina, un aminoácido que ayuda a la quema de grasas y a su conversión en energía reduciendo el colesterol y los triglicéridos, mejorando en los deportistas su rendimiento tanto aeróbico como anaeróbico.

Por último la Coenzima Q-10 ayuda a los deportistas a reducir la fatiga muscular, mejorando su rendimiento y aumentando ostensiblemente los niveles de energía.