• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

La electroestimulación ya no está reservada únicamente a los profesionales de la salud o a los atletas de alto nivel, todo el mundo puede beneficiarse de sus ventajas y disfrutar de las especificidades de las máquinas cada vez más evolucionadas.

Para nosotros, adeptos a las pesas y mancuernas, la electroestimulación es un buen complemento para practicar la musculación. Además de aumentar la fuerza, la potencia muscular, acelera la recuperación tras el esfuerzo, previene los daños musculares, y calma los dolores.

Sin embargo, la electroestimulación no reemplaza la práctica de un deporte, por eso se recomienda de practicar como complemento una actividad física que mejore el rendimiento cardiorrespiratorio. Hoy presentamos una marca conocida en el mundo de la electroestimulación: el Sport-Elec.

La electroestimulación

Se trata de una técnica que permite desarrollar la musculatura, definir la silueta, recuperarse tras sufrir un accidente, disminuir el dolor a través de una serie de programas adaptados. Un bodybuilderejemplo, además de la musculación, es el programa adaptado para drenar el ácido láctico tras el entrenamiento.

La electroestimulación está dirigida a toda persona que practique o no un deporte. A los deportistas de alto nivel, para completar su actividad regular, concretamente el Sport-Pro, que ofrece 14 programas multifrecuencias.

Con este programa se puede trabajar específicamente un músculo o un grupo muscular para reforzar la resistencia, la fuerza explosiva, y mantener la musculatura en períodos de inactividad deportiva y aumentar la vascularización del músculo.

Para otro tipo de personas, como aquéllas que sufren dolores musculares, el aparato Sport-Pro y el Body Beautiful ofrecen programas de masaje endorfínico. Los impulsos estimulan la producción de endorfinas, las moléculas analgésicas que permiten naturalmente calmar y distender los músculos.