• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Las pastas, aunque normalmente se las considere de gran peso y aporte calórico,  tienen un gran poder nutricional, ya que aportan proteínas, fibra, hidratos de carbono, potasio, sodio y calcio.
Además de todo esto, contienen gran cantidad de vitaminas y aporta energía que resulta de fácil asimilación para el organismo y es imprescindible en la dieta de las personas deportistas.
En las etapas de concentración de deportistas antes del desarrollo de su actividad, el alimento más ingerido es la pasta, ya que además de nutrir, da energía, y permite realizar una rápida digestión.
La conservación de la pasta fresca, habitualmente viene indicada en su envase, y normalmente debe cocerse en una olla alta y sin tapar. Debe hervirse en agua abundante y con sal incorporada durante su cocción, para que tome el gusto de manera más consistente.
Pastas saludables 1La proporción aconsejable es de 1 litro de agua y 10 gramos de sal por cada 100 gramos de pasta.
Aunque el agua esté en plena ebullición, se echa primero la sal y después la pasta.
Se eleva el fuego para provocar de inmediato la segunda ebullición y se remueve con un utensilio de madera para evitar que se pegue.
El tiempo de cocción varía según la calidad y el grosor de la pasta, aunque también influye la calidad del agua, el tipo y tamaño del recipiente y la intensidad del fuego.
De todas maneras, normalmente ronda entre los 3 y 10 minutos. La pasta estará en su punto justo cuando esté bien cocida por dentro, pero un poco dura al probarla.
Existen diferentes tipos de pastas, por eso es importante elegir el tipo adecuado para cada caso:
– Para salsas ligeras, a base de tomate fresco, ajo y aceite, los espaguetis medianos y finos resultan ideales.
 – Para ragús de carne y salsas espesas y sabrosas, los más adecuados son los macarrones rallados o los espaguetis gruesos.
– Para añadir bacon,  jamón y salchichas resultan bien los macarrones y las plumas.
 – Para las salsas verdes y salsas blancas se aconsejan los tallarines.
 – Para caldos y sopas resultan más sabrosas y suaves las formas finas y pequeñas, como el cabello de ángel.
De todas maneras, como en toda receta, lo más sabroso y adecuado será lo que realmente conquiste tu paladar, aunque no responde a alguna de estas combinaciones.
Por último, te ofrecemos una de las tantas recetas posibles que se pueden probar con un alimento tan rico y nutritivo como es la pasta. Además, es una receta baja en calorías, y saludable.
 Receta de espagueti vegetariano
 Ingredientes
 1 cebolla pelada y cortada en dados
2 cucharadas de aceite
1 zanahoria pelada y picada
2 dientes de ajo triturados
2 tomates pelados y picados
425 g de tomates naturales
4 cucharadas de vino tinto
1 hoja de laurel
Sal
Pimienta negra
3 o 4 hojas de albahaca
50 g de aceitunas negras
450 g de espaguetis cocidos
Queso parmessano rallado
 Preparación
Poner la cebolla en una sartén con aceite y cocinar con fuego mínimo durante 4 minutos. Añadir el ajo machacado y la zanahoria. Incorporar los tomates, el vino blanco, el laurel y la alba-haca. Llevar a ebullición y cocer 30 minutos. Volcar la salsa al recipiente de los espaguetis. Agregar el resto de condimentos y el queso parmesano.